Los Juegos de Invierno 2030, una nueva batalla entre Catalunya y Aragón

Carmen P. Flores
Carmen P. Flores
Directora de Pressdigital

Directora de PressDigital

Archivo - Arxiu - El president de la Generalitat, Pere Aragonès

Pere Aragonès @ep


Hay que afirmar que la vecindad no siempre conlleva buena armonía. En demasiadas ocasiones, la rivalidad entre colindantes se muestra sin mediar palabra, o si. Depende de los temas, las circunstancias y los intereses que estén en juego.


Se lleva un tiempo, que se ha intensificado ahora, hablando de la candidatura para los Juegos Olímpicos de Invierno del 2030. Unos juegos que tendrían como escenario la zona de los Pirineos que comparten Aragón y Catalunya. Los gobiernos de las dos comunidades deberían ser los organizadores de los mismos de común acuerdo con el gobierno de España. Pero he aquí cuando viene la rivalidad y el purito de los vecinos geográficos: el gobierno catalán no quiere eso de la igualdad entre las dos comunidades y el ejecutivo aragonés no está dispuesto a ser comparsa. Así que en la recta final de la candidatura pirenaica los problemas se acrecientan. Los próximos días hay prevista una reunión de los presidentes para “limar” asperezas, pero Pere Aragonés quiere arrogarse para Catalunya la mayor parte de las pruebas y el protagonismo porque, según él, la candidatura fue impulsada y liderada desde Catalunya. Mientras, el presidente maño dice que ni hablar de ello.


Mientras el Comité Olímpico Español, COE, en boca de su presidente, Alejandro Blanco, ya ha avisado de que el proyecto olímpico no es factible “sin igualdad entre los territorios'' porque “nadie predomina sobre nadie”, apostilló Blanco. Hay que recordar que la comisión técnica del COE tiene la intención de terminar la candidatura entre marzo y abril, fecha anterior a la consulta vinculante que tiene previsto realizar el gobierno de Catalunya antes del verano para conocer la opinión de los ciudadanos de la veguería del Aran y el Alto Pirineo. Lo que puede suceder es que si la consulta no avala la decisión, la candidatura se haga sin Catalunya. Situación que parece lejana ya que la zona llamada a consulta si está por la apuesta de la candidatura, que debe contar con un amplio consenso social, económico y político para que llegue a buen puerto.


Si hay consenso político las cosas resultan más fáciles. El comité Olímpico Internacional está pendiente de cómo están transcurriendo las cosas y espera que Catalunya y Aragón lleguen a un acuerdo. Según algunas fuentes del organismo internacional “si los políticos se entienden, la candidatura tiene posibilidades reales de ser elegida” La intervención del gobierno de Pedro Sánchez, cuyo ministro de Cultura y Deportes es Miquel Iceta, persona dialogante y de consenso, puede facilitar las cosas. que, por ahora, al menos de cara a la galería, no parecen ser fáciles. Decía el poeta Horacio que “tus propios intereses están en juego cuando arde la casa de tu vecino”.


Visto las relaciones de “vecindad” de Catalunya y Aragón y aplicando la frase que decía otro poeta más cercano en el tiempo como es Pablo Neruda: “Para que nada nos separe que nada nos una” deben pensar los dos presidentes implicados cuyos recelos como vecinos son los protagonistas.


Los valores de igualdad, justicia, imparcialidad o racionalidad que en su día preconizaba el barón Pierre de Coubertin, padre de las olimpiadas modernas, no están siendo tenidas en cuenta en la lucha de estos dos vecinos que, en lugar de llegar a un consenso que va a beneficiar a los sectores económicos de la zona y la promoción del territorio, se ensalzan en una discusión para ver quien se lleva la parte más grande del pastel. Mal ejemplo de deportividad y una imagen que nada les favorece. Una situación que resulta poco gratificante y mucho menos ejemplarizante que pone en duda una vez más los intereses de la mayoría a favor de los egos de los que gobiernan.

COMENTAR

Pressdigital
redaccio@vilapress.cat
Powered by Bigpress
redaccio@vilapress.cat
RESERVADOS TODOS LOS DERECHOS. EDITADO POR ORNA COMUNICACIÓN SL - Contratación publicidad
Aviso legal Cookies Consejo editorial
AMIC CLABE