​Los ayuntamientos del Delta denuncian el mal estado de las infraestructuras tras el paso del 'Gloria'

|

Las alcaldesas de los ayuntamientos de Sant Boi, Gavà y Castelldefels —Lluïsa Moret, Raquel Sánchez i María Miranda— y el alcalde de Viladecans —Carles Ruiz— piden a la Generalitat soluciones efectivas y urgentes al mal estado general de las infraestructuras a la zona de Delta del Llobregat, que no han resistido el temporal Gloria. Los primeros ediles consideran indignante que, a causa de un temporal, gran parte de la población pueda quedarse sin servicio eléctrico, que todavía se produzcan inundaciones en los campos del Delta a causa de un sistema de desagüe obsoleto, o que continúe produciéndose la regresión de nuestro litoral, afectando gravemente las playas.


Los representantes municipales creen que son problemas resolubles y que no se acometen por falta de voluntad política. Se quejan, además, de la respuesta lenta e ineficaz de la compañía a la resolución de la avería. Ha habido miles de hogares que han visto interrumpido el servicio de energía eléctrica desde el comienzo de semana.


Los ediles quieren pedir a la conselleria de Empresa, Industria y Energía, como responsable del control de la red eléctrica de distribución, que realice una auditoría sobre el estado de las redes eléctricas en nuestros municipios y los servicios que la compañía ofrece de atención a la ciudadanía y los ayuntamientos. Además de la situación vivida a consecuencia del temporal, los alcaldes posan de manifiesto la problemática crónica de las infraestructuras eléctricas que provocan retrasos en la puesta en marcha de nuevas equipaciones y sectores en desarrollo por la carencia de planificación de la revisión constante de las necesidades.


Otros graves problemas que denuncian los responsables municipales, evidenciados notablemente por el temporal Gloria, son las deficiencias de la red hídrica y el sistema de desagües de Delta, así como la carencia de infraestructuras hidráulicas fundamentales, como por ejemplo la estación de bombeo de la calle 17 de Castelldefels.


Gavà tras el Gloria

Gavà tras el paso de la borrasca


En los últimos años se ha reiterado que cuando se producen episodios como el temporal sufrido o incluso menos graves, la red de canales y rieras no puede desaguar en el mar y los campos que sufren inundaciones tardan demasiado a vaciarse perdiendo sistemáticamente cosechas enteras. La ampliación del puerto hizo cambiar de manera sustancial la dinámica de litoral, y la solución dada al desagüe de la tercera pista y la terminal T1 del aeropuerto, no tuvieron en consideración los terrenos agrícolas circundantes, ni resolvieron las carencias de la salida en el mar de las rieras, aumentando el problema.


Por eso reclaman en la Generalitat más implicación para garantizar el futuro del Parque Agrario, como motor económico del territorio y como espacio de gran valor natural y paisajístico. Una mayor implicación que, necesariamente, tiene que pasar por un aumento sustancial de la aportación económica de la Generalitat y más compromiso en el mantenimiento y la limpieza de las rieras y las corredoras.


En Castelldefels, la subida del nivel freático afecta a barrios residenciales, inundando calles, viviendas y el Parque del Mediterráneo de la Universitat Politècnica de Catalunya (UPC).


Además, cada vez es más significativa la regresión del litoral durante estos episodios y la pérdida de arena de las playas de Delta. El principal culpable de esta situación es el Puerto de Barcelona, puesto que su ampliación provocó el cambio de la dinámica litoral. Por un lado, algunas playas han perdido decenas de metros, y en otros se acumulan sedimentos que bloquean las rieras, caso de la bocana del Remolar, San Climent o la Murtra. El resultado en una situación de levante como la que hemos sufrido es que la llanura agrícola se convierte en una inmensa laguna.


Los representantes municipales piden al conjunto de las administraciones que se impulsen acciones de urgencia para disminuir el impacto más inmediato de este temporal y que en la hora se coordinen otras medidas que garanticen a medio y largo plazo la estabilización de las playas.


Para afrontar estos problemas de forma urgente, las alcaldesas de los ayuntamientos de Sant Boi, Gavà y Castelldefels —Lluïsa Moret, Carles Ruiz, Raquel Sánchez y María Miranda— y el alcalde de Viladecans —Carles Ruiz— han pedido mantener reuniones lo antes posible con los consejeros y consejeras de Empresa, Industria y Energía —Maria Àngels Chacón—, de Territorio y Sostenibilidad —Damià Calvet— y de Agricultura, Ganadería, Pesca y Alimentación —Teresa Jordà—.

Playas sin arena y cultivos perdidos tras el paso de la borrasca Gloria
La borrasca Gloria causa estragos en Gavà

COMENTAR

Pressdigital
redaccio@vilapress.cat
Powered by Bigpress
RESERVADOS TODOS LOS DERECHOS. EDITADO POR ORNA COMUNICACIÓN SL
Mapa Web Aviso legal Cookies Consejo editorial