​¿Quién controla al controlador de la información?

Carmen P. Flores
Carmen P. Flores
Directora de Pressdigital

Directora de PressDigital

No es la primera vez que escribo sobre el gran nubarrón que está encima de la libertad de expresión que amenaza con descargar un pedrisco sobre ella para dejarla como las cosechas que están a punto para ser recogidos  sus frutos y el pedrisco se lleva por delante el gran esfuerzo de sus agricultores. En este caso, es la meteorología la culpable y nada se puede hacer para impedir que esto suceda.


El  "pedrisco" sobre los medios de comunicación y los periodistas es obra del gobierno de turno a quién no le gusta las críticas de los "malvados informadores" que vierten en sus crónicas, artículos de opinión o editorial.


Si hace unos días, poco, se hablaba de sancionar las "fake news" cuyo autor intelectual fue el bolivariano vicepresidente, Pablo Iglesias, este miércoles, salía la ya tradicional encuesta del CIS, esa que antes de salir se cocina en los fogones de Moncloa o eso dicen. Parece ser que  bajo la dirección del cocinero estrella José Félix Tezanos, quien despacha con el todopoderoso Redondo, "el malo" porque  "el bueno", Nicolás Redondo era otra cosa bien distinta.


Mordaza (recurso)


La pregunta que se ha incluido en la encuesta del CIS era la siguiente: "¿Cree usted que en estos momentos habría que prohibir la difusión de bulos e informaciones engañosas y poco fundamentadas por las redes y los medios de comunicación social, remitiendo toda la información sobre la pandemia a fuentes oficiales, o cree que hay que mantener libertad total para la difusión de noticias e informaciones?”. Una pregunta que amén de lo enrevesada que es tiene una clara intencionalidad: hacer callar a los medios críticos y coartar con ello la libertad de expresión controlando las informaciones bajo amenaza de ser sancionados.


Creo que hay que dejar claro que España no es Venezuela como algunos quieren que sea. Los periodistas no estamos para servir a los gobiernos, sino para informar a la ciudadanía. Lo hacemos dentro de la pluralidad que todos deberíamos aplicar. Controlar y centralizar la información no es democrático, máximo cuando se está comprobando que la información que están facilitando los gobiernos, sobre el Covid-19 deja mucho que desear sobre sí son o no ciertos e intentan engañar, no solo a los periodistas, sino a la ciudadanía. ¿Son ellos los que van a controlar la veracidad de las informaciones? Cuando precisamente son ellos los que más faltan a la verdad. Hay un refrán popular que dice ”los políticos mienten más que hablan”. Con esta etiqueta cabe preguntarse si son los más adecuados para dar lecciones. Por ello más de uno se hace la pregunta: ¿quién controla al controlador?, está clara la respuesta, no hace falta escribirla, porque la deducción es lógica.


Decía el escritor, humanista y economista José Luis Sampedro “nos gobiernan a través del miedo”, no le falta razón, porque el miedo es el arma más efectiva para tener calladas y paralizadas a las personas.


La libertad de expresión es un bien muy preciado y escaso, incluso en las democracias. Sería terrorífico dejar a los gobiernos de turno, que no la respetan, quienes marquen los límites de la misma.


Que la crisis de la pandemia del coronavirus sea aprovechada para instaurar un régimen informativo más propio de un régimen autoritario y populista que de una democracia de verdad es un auténtico atentado a la sociedad. ¿Quizás el coronavirus ha afectado a las meninges de algunos? Tendrían que comprobarlo con tests, que ellos si tienen acceso directo a ellos.

COMENTAR

Pressdigital
redaccio@vilapress.cat
Powered by Bigpress
RESERVADOS TODOS LOS DERECHOS. EDITADO POR COIGES GLOBAL BUSINESS SIGLO XXI SL
Mapa Web Aviso legal Cookies Consejo editorial