Las trabajadoras de la limpieza de las dependencias municipales de Viladecans denuncian presiones en su primer día de huelga

|

ACTUALIZACIÓN: Sigue la huelga y las presiones a las trabajadoras


No han pasado ni 12 horas desde que las trabajadoras de la limpieza de las dependencias municipales de Viladecans inciaran la huelga indefinida y ya se hayan producido los primeros incidentes.


Las empleadas subcontratadas por la empresa Ndavant, actual responsable de prestar este servicio, han visto como nada más empezar el primer día de huelga, la compañía ha ejercido un gran presión sobre ellas.


Nada más empezar la jornada laboral, Ndavant ha enviado un burofax donde mandaba la orden de trabajo a las empleadas y ya se ha producido la sorpresa. Según ha denunciado a Vilapress el responsable sindical de CC.OO., Miguel Ángel Cañete, la empresa ha mandado a realizar más servicios de los pactados.


Trabajadoras limpieza Clece Viladecans


Esos servicios mínimos se fijaron este sábado a las 10:30 de la mañana después de una reunión de 18 horas, pasando toda la noche en vela. Finalmente, y tal y como fija el Departament de Treball de la Generalitat, se fijaron unos servicios mínimos del 50%, redistribuidos en horas, días y trabajadoras para que ninguna se viera más perjudicada que otra. Y no fue sin poca presión, tampoco. El sindicato asegura que, cuando estos servicios mínimos fueron anunciados al ayuntamiento este se mostró en desacuerdo y solicitó una ampliación de servicios en algunos edificios. Algo que no se ha producido finalmente ya que, como recuerda Cañete, "tenemos que cumplir con lo que dicta el Departament de Treball" que está por encima del consistorio.


PRESIÓN PERSONAL


Pero las quejas en este primer día de huelga llegan más lejos porque no sólo es que Ndavant haya mandado un programa de trabajo que supero los servicios mínimos pactados sino que personal de la empresa se ha personado en los lugares de trabajo acordados para presionar a las empleadas.


"Han estado detrás de nosotros", denuncia Cañete, quien añade que la empresa ha enviado a personal de otros lugares para exigirles a las empleadas que cumplan con la orden de trabajo que se les ha mandado, pese a no respetar lo acordado. Se les ha llegado a decir que "les da tiempo" para hacer lo que se les exige aunque suponga incumplir los servicios mínimos.


Por si esto fuera poco, las trabajadoras han podido comprobar como este personal enviado por la empresa incluso se han puesto a limpiar, sumando otro hecho que va en contra de derecho a la huelga.


Ante estas acciones, CC.OO. ha decidido personarse ante los juzgados para denunciar la vulneración del derecho a huelga que está ejerciendo Ndavant. El sindicato recuerda que las trabajadoras están exigiendo unas mejoras que llevan reivindicando desde hace años y que la huelga ha sido la última medida a tomar ya que quieren llegar a un acuerdo. Por eso, Cañete ha lamentado esta situación porque las trabajadoras quieren sentarse a negociar y llegar a un acuerdo y lamenta que "cuantos más actos de este carácter se produzcan, más malestar se va a generar y será más difícil llegar a una solución".

Las trabajadoras de la limpieza de los edificios municipales de Viladecans acuden al pleno para exponer su situación

COMENTAR

Pressdigital
redaccio@vilapress.cat
Powered by Bigpress
RESERVADOS TODOS LOS DERECHOS. EDITADO POR ORNA COMUNICACIÓN SL
Mapa Web Aviso legal Cookies Consejo editorial