Las playas del Baix Llobregat, en constante deterioro

|

Playa remolar

Imágen de archivo de la playa del Remolar de Gavà.



Sucede año a año y pese a las actuaciones de los ayuntamientos e instituciones, la situación de las playas sigue empeorando. El Área Metropolitana de Barcelona (AMB) ha constatado que el litoral metropolitano se está reduciendo por "una regresión importante y acelerada de algunas playas" en los últimos años, una situación que empeora en episodios de temporal de mar como el del primero de marzo.


En un comunicado este lunes, el AMB ha explicado que ha trasladado este problema varias veces al Ministerio de Agricultura, Pesca, Alimentación y Medio Ambiente, porque es la administración encargada de reponer la arena de estos espacios públicos, entre otras tareas de gestión, ha explicado.


La anchura de las playas y la presencia de dunas híbridas en el litoral metropolitano sur apaciguan ligeramente la problemática de regresión, aunque también se encuentran incidencias estructurales.


En el Prat de Llobregat, la rápida desaparición de la arena en el norte de la playa de Can Caminos, ha dejado la playa muy estrecha en la parte central, por lo que el mar ha invadido toda la anchura y ha inundado la carretera de acceso durante los últimos temporales, lo que ha provocado varios daños en el mobiliario de las playas. 


Además, la playa naturista, situada al norte de Can Caminos, ya desaparece completamente cuando hay oleaje, aunque no sea un temporal muy importante. En esta playa, se han tenido que retirar los equipamientos y, además, la base de la ducha quedó tan dañada que no es utilizable desde el pasado otoño.


En Viladecans, la playa del Remolar (situada dentro de los espacios protegidos del Delta) ha sufrido una fuerte erosión estos últimos dos años que ha hecho desaparecer la playa seca y una parte de las dunas naturales.


Al norte de Gavà, el estrechamiento progresivo de la playa ha generado un fuerte desnivel en el límite con el mobiliario y los equipamientos instalados, por lo que en algunos puntos, el mar llega hasta 20 metros de las edificaciones de primera línea de costa. El último temporal superó también la playa e inundó algunas calles adyacentes.


Los últimos temporales con bajas presiones asociadas provocan que el nivel del mar suba alrededor de un metro de altura. Este hecho, junto con el oleaje, ya ha causado algunas incidencias en Castelldefels. Se han producido inundaciones en grandes extensiones del sur de la playa hasta donde empiezan las dunas, que han colapsado de arena y agua algunas desembocaduras de aguas pluviales, que no podían hacer su función porque quedaron por debajo del nivel del mar.


Las afectaciones más importantes de este temporal consisten en roturas y desplazamientos de pasarelas, acumulaciones importantes de arena en los accesos, y residuos arrastrados hasta los paseos marítimos.

La costa de Viladecans no está tan bien como parece
Alerta por el fuerte viento en toda el área metropolitana

COMENTAR

Pressdigital
redaccio@vilapress.cat
Powered by Bigpress
RESERVADOS TODOS LOS DERECHOS. EDITADO POR ORNA COMUNICACIÓN SL
Mapa Web Aviso legal Cookies Consejo editorial