Corbera abre su piscina gratis para evitar los efectos de la ola de calor

|

Ola de calor


La ola de calor que está azotando a toda Catalunya y ha hecho que la Dirección General de Protección Civil de la Generalitat haya activado la alerta del Plan de Protección Civil de Catalunya PROCICAT por ola de calor dadas las previsiones del Servei Meteorològic de Catalunya.


Estas previsiones indican que un episodio de ola de calor afecta de forma generalizada el territorio a partir del 2 de agosto y hasta mediados de la próxima semana. Las temperaturas máximas extremas afectarán todo el territorio excepto las comarcas del Pirineo y ha hecho que los municipios empiezan a alertar a toda su población.


Son varios las localidades del Baix Llobregat que han lanzado diversos comunicados a través de sus webs para lanzar recomendaciones sobre cómo actuar ante estas temperaturas y evitar los temidos golpes de calor.


Otros como Sant Esteve Sesrovires abrieron su piscina gratuitamente el 1 y el 2 de agosto y a estas horas analizan si amplian los días, una idea que ha parecido gustar


Ahora, el ayuntamiento de Corbera de Llobregat ha emitido un bando municipal en el que tambén comunica que entrada a la piscina municipal será gratuita desde el viernes, 3 de agosto, hasta el domingo día 5 de agosto para los ciudadanos del municipio.


La medida pretende paliar los efectos de la ola de calor y dar un alivio a aquellos habitantes que requieran de un espacio más amigable para combartir las altas temperaturas.


El ayuntamiento ha destacado que con esta medida "quiere poner a disposición de los vecinos y vecinas del municipio una alternativa para poder aligerar estas jornadas de intenso calor, teniendo especial atención para las familias más desfavorecidas".

La piscina de Sant Esteve, gratis por la ola de calor
Recomendaciones para enfrentar la primera ola de calor

COMENTAR

Pressdigital
redaccio@vilapress.cat
Powered by Bigpress
RESERVADOS TODOS LOS DERECHOS. EDITADO POR ORNA COMUNICACIÓN SL
Mapa Web Aviso legal Cookies Consejo editorial