El Teniente de Alcalde que va en patinete para dar ejemplo

|

Con esto del cambio climático que tanto afecta al planeta, hay que cuidar también a las personas, los distintos gobiernos -unos más que otros- aunque tarden se han empezado a poner las pilas: hay que rebajar la contaminación del aire, entre otras muchas medidas que son más que necesarias, diríamos que urgentes. En Barcelona capital, la alcaldesa Colau, que a la vez es presidenta de la AMB tiene previsto limitar la entrada de coches contaminantes a la ciudad. Todo está muy bien, pero cuando se planifica restringir los coches, a la ciudadanía que cada día va a trabajar, hay que darle alternativas: más transporte público que puedan utilizar, por ejemplo. Otra de las soluciones que ya se han puesto en práctica es el uso de la bicicleta y los patinetes con distintos sistemas de funcionamiento. Eso está muy bien, pero mal planificado.


Un patinete eléctrico




Como se dice habitualmente los políticos deben dar ejemplo con su comportamiento, institucional y personal, pues en Viladecans, la ciudad/pueblo que tiene ya “ciclo-carriles” que tanto entusiasman a los conductores de coches, también quieren promocionar el patinete. Para ello, el Teniente de Alcalde y concejal de Espacio Público, Servicios de Seguridad y Convivencia y regidor de distrito y además secretario de la organización del PSC de Viladecans, Anselmo Sánchez, ha sido visto utilizando un patinete para circular por las calles. Hay que decir que lleva casco, como está mandado, por si sufre algún percance. Como es el responsable político de la policía municipal, conocida popularmente como “guardia urbana”, más de uno piensa que igual, cuando haya experimentado en carne propia el uso del patinete eléctrico, a partid de entonces, parte de los efectivos policiales, utilizaran este tipo de transporte: ahorrarán dinero en gasolina de los coches patrullas, dejaran de emitir ”gases” contaminantes a la atmosfera. 


Y además la Guardia Urbana como estos patinetes tienen más facilidad para meterse por recovecos, podrán dar parte de la cantidad de muebles, electrodomésticos y otros enseres que los viladecanenses dejan para que sean retirados de las calles. Así no se quedaran tanto tiempo como exposición casi permanente de todos los objetos de los derrochadores e incívicos vecinos que no hacen más que ensuciar y dar mala imagen de la ciudad moderna que vende el equipo de gobierno y dejan en mal lugar a la sacrificada empresa URBASER, que cada dos por tres tiene algún camión estropeado y no puede realizar el número de servicios para los que fueron contratados, pese a las numerosas aportaciones extras que hace el ayuntamiento. Es que estos vecinos de Viladecans no tienen remedio.


Les prevenimos, si ven a Anselmo por las calles de Viladecans con su casco y circulando con su patinete eléctrico, no se asusten ni le tengan miedo porque está realizando un servicio a la ciudadanía, cuidando de ellas. Lo que deben hacer es saludarle y darle las gracias por su esfuerzo sin recompesar, sobre todo porque siguen esforzándose por sacarla normativa que los regula desde hace casi dos años. Eso es esforzarse y ponerle ganas a las cosas. ¿O no?.

COMENTAR

Pressdigital
redaccio@vilapress.cat
Powered by Bigpress
RESERVADOS TODOS LOS DERECHOS. EDITADO POR ORNA COMUNICACIÓN SL
Mapa Web Aviso legal Cookies Consejo editorial