La Encarni, una ecologista como ninguna

|

Dicen que para tener credibilidad los políticos han de ser coherentes entre lo que dicen y lo que hacen. La mayoría de las veces no es así. Lo malo del asunto es que a esa actitud hay que sumarle la mala memoria que tienen. Piensan que la gente se suele olvidar de lo que dicen.


Hace pocos días se produjo un pequeño incendio en Torre Roja/Oliveretes de Viladecans, que fue sofocado rápidamente. Rauda y veloz, la Encarni, que ahora es cuarta teniente de alcalde de Medio Ambiente y Sostenibilidad, publicó en su twitter el siguiente mensaje “Estabilizado el incendio en #Oliveretes, esta mañana, gracias a la rápida actuación de los @bomberscat. Máxima preocupación con nuestros espacios verdes”. A más de uno le entró un ataque de risa tonta, esa que no se para y al final duelen los huesos que rodean a los mofletes.



La Encarni, una ecologista de nuevo cuño, piensa más de uno. No es de extrañar por parte de la comunista reconvertida ahora en EnComú -¿Qué es esa formación?- por la gracia de preservar la silla, y sobretodo el sueldo. Se preocupa ahora de los espacios verdes, precisamente de las Oliveretes, donde lo “verde” pasará a tener el color de los tochos, que no son precisamente de esa tonalidad. Allí se van a construir unos cuantos miles de pisos y lo verde pasará a mejor vida.


El ecologismo, la sostenibilidad, el cuidado de los espacios verdes, plantar más árboles, son las “prioridades” de este equipo de gobierno del que ella forma parte. Lo que se dice es una cosa y lo que en realidad se hace es otra, ¿no es así, Encarni? Por desgracia, la realidad tapa la estrategia de envolver una mentira para que parezca todo lo contrario.


Habría que recordarle a la Encarni, cuarta teniente de alcalde de Medioambiente y Sostenibilidad, que Viladecans está dentro de las ciudades del Baix Llobregat que tienen en una alta tasa de contaminación. No lo decimos nosotros, lo dice la UE y pide que se tomen medidas. ¿Le preocupa la salud de la ciudadanía al equipo de gobierno? Pues que explique las medidas que piensa tomar para bajar la contaminación que sufre la ciudad/pueblo.


Ser ecologista y tener responsabilidad sobre esta materia es algo más que colgarse el título institucional y además cobrar un buen sueldo… Así cualquiera puede serlo, aunque no lo hayan votado…


Alguien dijo que “hay gente que funciona como una escopeta de perdigones: piensa una cosa, siente otra y sus actos se dispersan sin dirección”. 

Incendio en la zona de Torre Roja de Viladecans
Bruselas exige a 14 municipios del Baix Llobregat medidas más drásticas contra la contaminación

COMENTAR

Pressdigital
redaccio@vilapress.cat
Powered by Bigpress
RESERVADOS TODOS LOS DERECHOS. EDITADO POR ORNA COMUNICACIÓN SL
Mapa Web Aviso legal Cookies Consejo editorial