¿Iglesias evangélicas de L'Hospitalet? 'Vuelva usted mañana'

|

La comunidad evangélica de L'Hospitalet de Llobregat llevan tiempo sintiéndose discriminados no tanto por la sociedad sino por el ayuntamiento. El consistorio no les da permisos para establecer sus iglesias en el núcleo urbano, tampoco les da permisos para poder organizar eventos en la calle y cuando por fin son atendidos por el responsable de asuntos sociales, Jesús Husillos, este les ofrece una respuesta decepcionante.


La Plataforma de Iglesias Evangélicas de L'Hospitalet de Llobregat (Pieh) se reunieron, después de varias largas, con Husillos el pasado 31 de enero y las respuestas a sus demandas no sólo les resultaron insuficientes sino indignantes. Según la entidad, el concejal de asuntos sociales desconoce la Llei de Centres de Culte del ayuntamiento e incluso dice no tener conocimiento de que hayan pedido realizar alguna celebración en las calles de la ciudad y se les haya denegado, algo que les resulta poco creíble.


Manifestacion evangelistas


Husillos les ha negado que existan las limitaciones contempladas en dicha ley que establece que los centros de culto no pueden estar cerca de viviendas o locales en zonas urbanas, ni de otros centros religiosos, lo que les lleva a irse a la periferia y en ocasiones a zonas de polígonos industriales, cuando no les niegan el permiso porque allí no son necesarios.


En L'Hospitalet se calcula que hay más de 6.000 personas que procesan a religión evangélica y actualmente en la ciudad hay 60 centros de este culto repartidos por la ciudad, de los cuales sólo 9 están reconocidos legalmente como tales. Esto supone que sólo un 14% de las iglesias evangélicas disponen de la licencia de apertura como centro de culto, algo que para el ayuntamiento es una clara muestra de que la práctica y libertad de culto están siendo respetados, pero que para la Pieh es "es insuficiente y pone de manifiesto la poca voluntad del gobierno consistorial de garantizar el derecho fundamental y constitucional de práctica y expresión religiosa".


Pero lo que más ha acabado de encender los ánimos ha sido la respuesta del concejal a no revisa las dificultades que están sufriendo las Iglesias Evangélicas de L'Hospitale hasta después de las próximas elecciones municipales, debido a que desconocen cuál será la futura configuración del Consistorio. Para la plataforma un derecho fundamental como la libertad de culto "no debe ser usado en clave electoral" y más teniendo en cuenta que en 2020 es la fecha límite para regularizar la situación de las Iglesias y un retraso puede suponer el cierre de 50 iglesias de las 60 existentes.


La indignación y el miedo a que les cierren los poco lugares de culto que tienen han llevado a la plataforma de iglesias evangélicas a hacer un llamamiento para dejar de ser un elemento que sólo aparece en la campaña electoral y luego sea ignorado y piden una pronunciamiento público de la alcaldesa Núria Marín.

Protestas por la dudosa libertad de culto en L'Hospitalet

COMENTAR

Pressdigital
redaccio@vilapress.cat
Powered by Bigpress
RESERVADOS TODOS LOS DERECHOS. EDITADO POR ORNA COMUNICACIÓN SL
Mapa Web Aviso legal Cookies Consejo editorial